Cuatro famosas colombianas, víctimas de los biopolímeros
El titulo es:Cuatro famosas colombianas, víctimas de los biopolímeros
Foto detalle: 
Lady Noriega,  Natalia París, Yina Calderón y Jéssica Cediel.
aldia_web
Redacción ALDIA

Cuatro famosas colombianas, víctimas de los biopolímeros

518

A todo esto se suma el drama que han vivido más de 8.000 mujeres en el país.

El deseo de saciar sus ideales de belleza ha conducido a algunas mujeres célebres a cometer grandes errores como someterse a tratamientos estéticos con los famosos biopolímeros.

Los biopolímeros son sustancias no compatibles con el organismo humano que se inyectan en alguna parte del cuerpo con el fin de aumentar su tamaño. Son promocionados en el mercado estético y son muy atractivos por los bajos costos de los procedimientos.

Algunas famosas han sido víctimas de esta peligrosa sustancia que ha marcado sus vidas para siempre, la más reciente es la exparticipante de un reality del Canal RCN.

Yina Calderón

Después de haberse realizado una liposucción, Yina Calderón decidió hacerse un retoque en su cola. “Yo me sometí a una primera ‘lipo’, me fue muy bien, no tuve ningún problema. La cirujana en ese momento me dijo que me iba a poner vitamina C, que era mejor esperar para poner las prótesis porque era muy dolorosa la recuperación, y me inyectó vitamina C para que los glúteos se vieran más voluptuosos”, contó la exparticipante de Protagonistas de Novela.

Un año después del procedimiento Calderón se sintió una bola cerca de su espalda y asistió donde otro cirujano que aseguró, solo era producto de estrés, pero a principio de este mes la joven volvió a sentirse mal de salud y a notar que la bola estaba más grande.

El cirujano que la volvió a ver esta vez le extrajo sangre y aceite de los glúteos. En ese momento, asegura ella, se enteró que tenía biopolímeros.

La sustancia fue extraída del cuerpo de Yina y ahora se recupera de la nueva intervención, aunque afirma estar en una situación muy triste, pues además de sufrir consecuencias físicas, sufre emocionalmente

Jéssica Cediel

La presentadora y modelo colombiana Jéssica Cediel se realizó en el 2009 un proceso estético en su cola con su mejor amigo, el médico Martín Horacio Carrillo, quién le ofreció inyectarle ácido hialurónico.

Dos años después de dicho procedimiento fue cuando Jéssica se dio cuenta que dentro de su cuerpo estaban corriendo biopolímeros y no el ácido hialurónico que aseguraban haberle aplicado.

En 2011 la presentadora empezó a notar que le salía un ‘gordito’ en la parte de abajo de su espalda, por lo que resolvió acudir a un cirujano para removerlo. Al día siguiente de la cirugía, el médico le dijo que ella no tenía un ‘gordito’ sino biopolímeros, plástico líquido.

Finalmente la modelo inició un proceso judicial en contra del médico que le aplicó el producto y  tuvo que ser intervenida  quirúrgicamente varias veces y sometida a un estricto tratamiento en sus glúteos, pues la sustancia le ocasionó graves lesiones físicas y psicológicas.

Lady Noriega

‘Monstruo de los biopolímeros’, así durante años los medios apodaron a la actriz Lady Noriega, luego de un procedimiento estético realizado, paradójicamente, por una cirujana de la Sociedad Colombiana de Cirugía Plástica.

Todo inició cuando la exreina quiso aumentar el tamaño de su mentón y la cirujana tratante le propuso y realizó un relleno que con el paso de los años se endureció, inflamó y movió, eliminando así la proporción de la cara de la famosa.

Lady vivió un calvario que inició en el 2007, cuando nadie le daba trabajo por su cara deformada a causa de los biopolímeros. En ese momento ningún médico se atrevió a ayudarla, hasta que en el 2012, el doctor Rodolfo Chaparro pudo corregir esas deformaciones con un procedimiento muy simple.

Natalia París

 En el 2012 la modelo paisa Natalia París confesó haber sido víctima de los biopolímeros. “Cuando quedé en embarazo de Mariana se me brotó un poco la cara y me quedaron unas cicatrices de acné chiquitas, fui donde una esteticista en Medellín, que supuestamente me iba a ayudar a acabar con las marquitas y después de inyectarme, con el tiempo se me formó una bolita rara. Supuestamente era ácido hialurónico”, dijo la modelo.

La bolita siguió creciendo, hasta que Natalia se empezó a preocupar porque le molestaba y en las fotos se notaba cada vez más. “Sobre esa masita la piel siempre se me brotaba, no importaba lo que usara, siempre había una irritación; me dejé inyectar y se brotó la piel inmediatamente”, afirmó la paisa.

Al ver que nada le funcionaba, París consultó un médico especialista en quitar brotes con láser, lo que le ayudó a mejorar y fue él quien le dijo que su relleno no era ácido hialurónico sino biopolímeros.

La empresaria pasó por una situación desagradable, igual que las demás famosas que tuvieron que sufrir las consecuencias de no saber lo que realmente les aplicaba en su cuerpo y que pudo dejarles secuelas peores en sus vidas.

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: