¿Borja acabará con el ‘maleficio’ del 9 en Junior?
El titulo es:¿Borja acabará con el ‘maleficio’ del 9 en Junior?
Foto detalle: 
Miguel Borja se convirtió esta semana en el fichaje estrella del cuadro Tiburón. | Cortesía
aldia_web
Efraín Cuadrado Mendieta

¿Borja acabará con el ‘maleficio’ del 9 en Junior?

170

Antes del cordobés varios jugadores han portado este número, pero no han llenado las expectativas.

Como dice el dicho de la supuesta leyenda de las brujas: dicen que no existen, pero de que las hay, las hay. Es lo que pasa con la supuesta ‘brujería’ que tiene la camiseta con el número nueve en Junior.

En esta ocasión la tarea de acabar con ese supuesto embrujo es el cordobés Miguel Ángel Borja, quien firmó con el equipo el martes pasado y ayer realizó su primer entrenamiento de manera oficial con sus nuevos compañeros y bajo el mando del director técnico Julio Comesaña.

Fuera de esa escala queda el exdelantero barranquillero Iván Valenciano, quien rompió todos los esquemas en la década de los 90 y anotó 158 goles en tres ciclos con Junior, el más significativo de ellos entre 1993 y 1995, cuando sus goles fueron vitales en la consecución de las dos estrellas para el escudo Tiburón.

Antes del cordobés Borja existe una lista de al menos nueve atacantes que utilizaron ese mismo dorsal, pero que entre altibajos, unos más que otros, no pudieron cumplir las expectativas generadas en cuanto a los goles que necesitaba el equipo en determinados momentos.

Algunos de ellos son:

Wilmer Parra Cadena (2010): el cesarense llegó procedente de Atlético Huila, pero no se logró consolidar en el ataque Rojiblanco. Disputó 22 partidos y anotó cinco tantos, luego fue transferido a Boyacá Chicó.

Alfredo Padilla: el atacante barranquillero tuvo dos ciclos con el cuadro currambero, en los que cumplió con buenas actuaciones, pero no logró colmar las expectativas de gol junioristas. El primero fue entre 2006 y 2008, cuando jugó 48 encuentros y anotó diez tantos. Luego de breves pasos por Equidad y Atlético Huila, regresó al club Rojiblanco para jugar entre 2010 y 2011. En este último año disputó 22 encuentros y anotó cinco tantos y contribuyó al título que consiguió Junior en el segundo semestre.

Carlos Rentería (2012): el atacante chocoano tuvo un desafortunado paso por Junior debido a que a Barranquilla llegó con una lesión crónica que no le permitió rendir al máximo. Disputó doce partidos y anotó un solo tanto. Actualmente tiene demandados a los Tiburones, Atlético Nacional y Patriotas debido a que no fue bien tratado el tema de la lesión de cadera con la que tuvo que terminar su carrera futbolística.

Diego Álvarez (2013): el atacante paisa apenas estuvo seis meses en Junior, en su momento bajo el mando del DT Alexis García. Álvarez llegó procedente de Atlético Nacional y jugó 16 partidos, en los que anotó cuatro tantos. Terminada la campaña pasó a Envigado.

Marcelo Macedo (2013): el atacante brasileño llegó procedente del Paulista por pedido del DT argentino Miguel Ángel ‘el Zurdo’ López pero no logró ganarse un puesto en la titular del equipo. Jugó cuatro partidos y no anotó goles. Se fue a los seis meses.

Martín Arzuaga: el delantero nacido en Becerril es de los últimos número nueve que movieron ‘torniquete’ en Junior. Su primer paso por Junior fue en el 2000, aunque solamente jugó un partido. Luego de un breve paso por el Barranquilla FC retornó a las toldas tiburonas (2001-2005) de la mano del DT David Pinillos para disputar 162 partidos y anotar 55 goles. Luego en 2008 tuvo su tercer ciclo y disputó once partidos y anotó dos tantos. Tras un año en el fútbol peruano regresó en 2010 a la escuadra currambera y estuvo en 23 partidos y convirtió nueve tantos. Cuatro años después tuvo un nuevo breve paso por el club Rojiblanco y disputó 16 partidos y anotó cinco tantos. Fue campeón con el cuadro Rojiblanco del Finalización 2004 y el Apertura 2010.

Roberto Ovelar: junto a Arzuaga, el paraguayo fue de los que tuvo más oportunidades para consolidarse como el hombre gol de Junior, pero tras cuatro años, entre 2014 y 2017, fueron más los altibajos que los picos altos. Sus números fueron los siguientes: 2014 (6 partidos, 2 goles), 2015 (48 partidos, 20 goles), 2016 (42 partidos, 9 goles), 2017 (50 partidos, 13 goles). Una pubalgia crónica también afectó la continuidad del atacante charrúa a lo largo de esos cuatro años. Antes de pasar a Millonarios en 2018 ganó dos Copas Colombia con los curramberos, en 2015 y 2017.

Jonathan Alvez: el atacante charrúa llegó con el rótulo de estrella en enero de 2018 procedente de Barcelona de Ecuador, pero no logró cumplir las expectativas en el equipo barranquillero. Se fue en julio de ese mismo año al Internacional de Porto Alegre tras disputar 18 partidos con la institución barranquillera, en los que solo anotó dos tantos.

Michael Rangel: El delantero bumangués inició su carrera en 2010 vistiendo la camiseta de Junior, aunque no tuvo mayor participación en el primer equipo. Regresaría en 2016 para jugar por un año, en el que disputó 35 partidos y anotó 13 tantos. Su último ciclo sería en 2019, cuando disputó 22 partidos y anotó cuatro goles, seguidamente se iría a América de Cali. Con Junior ganó la Superliga 2019 y el Torneo Apertura de ese mismo año.

Luis Sandoval: el semestre pasado tuvo su primera oportunidad en el equipo principal de Junior y no desentonó. El año lo arranca con la Selección Colombia Sub-23 en el Torneo Preolímpico, luego tendrá que regresar a las toldas barranquilleras para ganarse un puesto en la titular.   

Te puede interesar

Compártelo en: