¿Qué está pasando con Justo & Bueno?
El titulo es:¿Qué está pasando con Justo & Bueno?
Foto detalle: 
aldia_web
El Heraldo

¿Qué está pasando con Justo & Bueno?

3.7K

La compañía busca ser admitida al proceso de reorganización bajo la Ley 1116 de 2006 por la Supersociedades.

Son muchas las preguntas que se hacen los consumidores frente a la situación de la cadena Justo & Bueno, que tras realizar una rápida expansión en el territorio nacional incluyendo a Barranquilla y la Costa Caribe, anunció que había solicitado a la Superintendencia de Sociedades, entrar en proceso de reorganización.

La cadena colombiana de tiendas de descuento lleva cinco años en el mercado y cuenta con más de 1.000  tiendas en 310 municipios del país; genera cerca de 20.000 empleos de los cuales más de 7.000 son directos y más de la mitad son mujeres; y trabaja de la mano con 450 empresas y microempresas.

La compañía busca ser admitida al proceso de reorganización bajo la Ley 1116 de 2006 por la Supersociedades, con lo que apunta a generar un escenario procesal adecuado para conseguir la reactivación.

El caso de los arrendadores

De acuerdo con la compañía, resolver la situación con los arrendadores y proveedores es una de las prioridades, ya que conoce las dificultades que se están viviendo.

“No se han ahorrado esfuerzos para encontrar una salida responsable con todos. De hecho, con el objetivo principal de mantener la operación de la compañía, un grupo de proveedores propuso avanzar en el abastecimiento de las tiendas para reactivar la fuente de ingresos. A partir de esta idea común, se ha avanzado en el montaje de un esquema fiduciario para aislar el riesgo de los nuevos despachos y garantizar su pago a los proveedores, así como los pagos a colaboradores, arrendadores y demás aliados. En este momento se requiere la vinculación de más proveedores para materializarlo, pero estamos a punto de lograrlo”, indica la compañía en un informe.

¿Hasta cuándo deben esperar?

Afirma que el trabajo mancomunado con los proveedores está muy poco de cristalizarse y que para ello se requiere del concurso de muchas voluntades.

“Si a esto se suma el cariño de los consumidores por las tiendas Justo & Bueno, que además son lugares seguros contra la violencia de género, confiamos en que la reactivación ocurra en los próximos días”, indica.

¿Qué se está solicitando adicionalmente?

Justo & Bueno asegura que no “ha contado con apoyo institucional directo” a pesar de lo que representan para el tejido empresarial colombiano y como fuente generadora de más de 20 mil empleos entre directos e indirectos.

“Se están tocando las puertas de grandes empresas y agremiaciones que representan los productos de la canasta básica de los colombianos para que hagan parte de este proyecto de salvamento de Justo & Bueno”, destaca.

¿Por qué la empresa llegó a esta situación?

La compañía afirma que se vio afectada por la coyuntura que generaron la pandemia, las medidas restrictivas de circulación y las graves alteraciones del orden público durante el paro del primer semestre de 2021. Hay una situación adicional, y es que todo esto ocurrió precisamente unos meses antes de que el negocio alcanzara su punto de equilibrio.

¿Qué pasa si la Superintendencia de Sociedades no admite la solicitud de reorganización?

La solicitud se hizo a partir de expectativas reales de recuperación, consultando diversos sectores y así mismo recibiendo el acompañamiento de un nutrido grupo de proveedores. El esquema fiduciario de reactivación da la ruta para todo el proceso de salvamento. Lo que necesitamos ahora es que cada vez más proveedores se sumen. Estamos convencidos de que este es el camino correcto, porque es la solución construida en conjunto.

¿La situación actual implica que la empresa está paralizada?

La empresa asegura que cuenta con productos de proveedores que han podido seguir despachando.

“Con las ventas diarias se ha podido mantener al día la nómina de nuestros miles de colaboradores directos, quienes también han redoblado esfuerzos por seguir prestando su servicio a nuestros clientes y apostándole al país y a este sueño”, señala.

Agrega que no han “desfallecido en ningún momento en encontrar soluciones y responder a proveedores, dueños de locales y colaboradores. Seguimos firmes. Hay optimismo en poder salir adelante, hecho que está dado por el respaldo de proveedores y organizaciones que se han involucrado en la solución de esta coyuntura. Hay un equipo de trabajo y una cadena comercial muy potente”.

“Todos pueden aportar para salvar a Justo & Bueno. Los colombianos pueden aportar comprando en las tiendas. El gobierno nacional también puede aportar a mantener los cerca de 20 mil empleos directos e indirectos, y las más de 450 empresas y microempresas involucradas. El de Justo & Bueno será el milagro empresarial de la Navidad de 2021”, señala en informe. 

Te puede interesar

Compártelo en: